domingo, 20 de diciembre de 2015

592

Tengo un miedo terrible a que de repente todo esto desaparezca. Y sentir que quizás hubiera podido evitarlo. Y que soy estúpida por no haberlo visto venir. O por haberlo visto y haberlo ignorado.
Me dijeron que dejara de recrearme en las cosas malas, que descansara y disfrutase de las cosas buenas. Pero no puedo negar lo evidente. La ansiedad me rodea cuando menos me lo espero y me siento muy vulnerable. Porque a mi alrededor el mundo se desploma y yo no se que hacer con mis frágiles manos de pianista.
Lo siento, seguro que pude hacerlo mejor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario