domingo, 18 de julio de 2010

206

Era el mejor regalo de cumpleaños que podría recibir. Mejor que un muñeco de madera, un cuaderno de acuarela, camisetas, una sorpresa en un vestuario, cenas, juegos y yo que se... Esto era lo que realmente quería y lo que pensé que nadie me daría.
Gracias. Te quiero... Aunque ya lo sabias.

http://secretsofmymindandsoul.blogspot.com/2010/07/akitina.html


en ocasiones me encanta equivocarme...

No hay comentarios:

Publicar un comentario