domingo, 7 de junio de 2009

46

Por un momento se te ha parado el corazon.
El estomago se te ha encongido.
Solo han faltado tres palabras para que tu cuerpo se descompusiera.
Y has temido que todo cambiara. Que todo se diera la vuelta.
Has creido morir por un momento.
Las lágrimas han salido desbordadas de tus ojos, calientes, histéricas, culpables, descontroladas...
Y entonces tu corazon ha vuelto a latir, a toda velocidad. El miedo a comenzado a recorrerte las venas.
La sangre se te agolpa en la cabeza y te pones nervioso.
Claro, tienes miedo.
Te agobias rapidamente y quieres gritar un "no" desesperado, por que esto es lo que no quieres. No quieres perderle.
La tierra y el suelo te han aplastado por un momento.
No veias mas que el final de todo.
Un muro.
Pm.
Te estrellaste.
Por abusar de algo tan importante, unico e irremplazable.
No sabes si es recuperable. ¿Se puede recuperar la confianza?

Dificiles de encontrar y faciles de perder.



El miedo sigue en mi cuerpo. Y la tristeza y el odio en mi cabeza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario